miércoles, 30 de noviembre de 2016

CONCIENCIA Y BUENA O MALA VOLUNTAD

Calculo que tendría 5 o menos años cuando visitando a mis abuelos me quedaba en casa de un vecino de mi quinta, Salvadorín, que poseía muchos juguetes. Parece ser que me gustó una balsa de Madelman porque al salir me la guardé debajo del jersey y me la lleve a mi casa. Gracias a ello mi madre me dio una de las grandes lecciones de la vida: respetar la propiedad del otro y me hizo devolverla después de una toma de conciencia correspondiente. Evidentemente mi conciencia era escasa justamente por la inmadurez de mis pocos años de vida.




Un Vago Dos Vagos Tres Vagos

¿Existen los vagos o los inconscientes? Si a un vago que no se mueve le dices que hay fuego ¿corre? A veces hasta los paralíticos dejan de serlo y se ponen a salvo.

La persona desmotivada es inconsciente de sus posibilidades reales, de lo breve del sufrimiento y de lo inmensa de la recompensa de hacer lo que hay que hacer.





En uno de mis estados de facebook hará unas semanas decía que qué culpa tenía un psicópata de serlo y las respuestas de algunas personas fueron muy airadas. No tomaron conciencia de que como personas tenemos una conciencia limitada, al igual que los niños que la tienen aún mas limitadas, y eso nos condiciona la conducta.


"No existe el Mal sino la ausencia de Bien" decía Sócrates.





Supongo que tenemos la impresión falsa de que todos somos iguales, un hombre un voto, pero claro la ventana por la que vemos el mundo puede ser mas o menos ancha y eso condiciona nuestra idea de lo que sucede en la vida.

Todos recordamos cuando fuimos niños. En mi caso sabía que estaba mal robarle su balsa a mi amigo (por eso la escondi debajo de mi jersey) pero mi inconciencia impedía darme cuenta del daño que hacia a el a mi y a mi familia, así como que no valía la pena. Inconsciente del respeto al otro (tambien llamado amor al próximo).

Por tanto el mal comportamiento del otro puede estar basado en mi ignorancia del mundo interior del otro pero tambien en su falta de conciencia de quien es. Si sabes quien eres igual que si sabes que hay fuego no te puedes quedar quieto, te mueves!





¿Y quienes somos? Somos uno, no dos. El otro es mi familia, su dolor o felicidad tambien es la mia. Si se comporta mal probablemente sea inconsciente, tal como yo lo fui, de lo que nos rodea, lo que nos une, lo que nos hace una gran familia humana.

No hablo de moral o moralina o de quedar bien sino de una realidad que como las ondas de radio o tv existen pero no vemos si nuestros aparatos aun no funcionan adecuadamente.


YO SOY TU


Juan Carlos Medina








lunes, 24 de octubre de 2016

Tú eres el único que puede darle significado a tu vida


  
La calidad de nuestras vidas depende de nuestra capacidad para responder a las diversas situaciones con las que nos encontramos. Si la capacidad para responder con inteligencia, sensibilidad y competencia se ve comprometida por nuestra forma compulsiva de reaccionar, acabaremos identificándonos con la situación y a sentirnos esclavizados por la misma.

Así lo hice yo durante muchos años, mientras me sentía víctima de mis circunstancias y de mis propias creencias auto-limitantes, hasta que descubrí cuál era la raíz causante de mi estado de salud tanto físico, como mental y espiritual. Justo cuando aprendí que la vida iba mucho mas allá del sentido que yo le estaba dando, fue cuando le di un gran significado a mi vida.

Si permites que las circunstancias del pasado te dominen, llegará un momento en que tu vida dejará de tener sentido, y te estarás consumiendo a cada momento por el sufrimiento de cada circunstancia con la que te identificas. 

Cada vez que  permitimos que la naturaleza de nuestras experiencias en la vida se vea determinada por nuestras circunstancias, es porque no estamos tomando responsabilidad.

Seguramente te preguntarás, ¿ cómo puedo ser yo responsable de todo lo que me ocurre? Ser responsable solo significa tener la habilidad de responder. Y te puedo decir por las experiencias que he vivido, que somos responsables de todo lo que somos, de lo que no somos, y de todo lo que nos puede ocurrir o no, a nosotros.  

Tomar responsabilidad significa que tenemos la capacidad de responder ante la situación en la que nos encontramos, y una vez que respondemos hemos de buscar soluciones entre las distintas posibilidades que se nos ofrecen.

Solo cuando tomamos responsabilidad y respondemos ante las situaciones que estamos experimentando en un momento determinado, podemos lograr la libertad para crear las cosas como queremos que sean. Para mi ser libre es uno de los objetivos más importantes de la vida, y seguramente para ti también. Ya que solo cuando nos sentimos libres, libres de identificación, libres de ataduras, libres del apego a cualquier circunstancia, es cuando nos abrimos a la posibilidad de crear la vida que queremos crear.

Sin embargo mientras te sientes apegado a una situación que hace que te resistas, o resistas a las personas que te rodean, o a las circunstancias del entorno, vives en una prisión mental, rigidez, y control, lo cual con el tiempo conduce a la autodestrucción.

Quizás tu entorno no va a ser exactamente como tú desees, o quizás puede que sea mejor, pero lo que sí te puedo garantizar es que tu interior solo lo controlas tú, y cuando controlas tu mundo interior, es mucho más fácil crear tu mundo exterior y tener cierto control de tu vida.

Hoy utilizo mi sabiduría y la felicidad de la que gozo, para inspirar a las personas a crear una realidad distinta a la que ya conocen y darle un significado a sus vidas, para vivir una vida plena y de éxito

La gran mayoría de las personas, en vez de hacer uso de sus vivencias -aunque  estas hayan sido feas- como una oportunidad para su crecimiento, las utilizan para decir “soy así por culpa de esta otra persona”, o “por culpa de esta situación que me ha tocado vivir”, utilizando las situaciones de la vida como excusas para la auto-destrucción y para sentirse aún más estancadas.

En 2011, cuando me dedicaba exclusivamente a las terapias alternativas, trabajaba con un grupo de japoneses para recaudar fondos y ayudar a las víctimas del Terremoto - Tsunami en Japón.  Tuve la oportunidad de conocer a una señora que perdió a toda su familia, a sus padres, a sus suegros, hermanos, a su esposo e incluso al bebé que no llegó a nacer.  Viendo a todas las personas que la rodeaban y que también se encontraban en una situación similar, decidió que este incidente no podía acabar con su vida, participó en sesiones para superar la depresión y el dolor que estaba sufriendo, para también hoy ayudar e inspirar a las personas a darle sentido a sus vidas.

Todo depende de la respuesta que damos a las circunstancias en las que nos encontramos.  Fue entonces cuando tomó la decisión de que se dirigiría y trataría a cada persona que apareciese en su camino como si ese fuera su último encuentro.   ¿Tenía ella motivos para quejarse? Sin embargo ella tomó esta decisión, que transformó su vida por completo.





Las peores circunstancias de nuestra vida pueden convertirse en una fuente  de nutrición si aceptamos que somos “responsables de cómo somos ahora mismo”.  Yo he podido transformar mi vida a pesar de la adversidades, para mi crecimiento y desarrollo. 

Si tomas responsabilidad sobre cómo eres ahora mismo, podrás darle un gran significado a tu vida y estoy segura de que mañana te deparará un mejor amanecer. ¡Aprovecha cada oportunidad!

Con amor,
Para tu libertad y tu éxito.


Gracias por seguirme en Facebook y Twitter









miércoles, 31 de agosto de 2016

Expectativas por Emilio Carrillo

Siempre que hay una expectativa hay un engaño en sí… Sólo puedes crear si generas una posibilidad real en el presente actual en el que vives. Las expectativas son inversamente proporcional al gozo: cuanto más esperes, menos gozas; cuanto más goces, menos esperas.

Emilio Carrillo